Sobrehidratación: síntomas y consecuencias

Sobrehidratación: Sintomas y consecuencias

Seguro que has escuchado eso de que hay que beber dos litros de agua al día, y acto seguido te han dicho que no bebas mucho más de eso. Y tal vez hayas pensado que cuanta más agua mejor, y es cierto que una cantidad considerable de agua es necesaria, importante y sana, pero dependerá mucho de las circunstancias. Si bebemos más de la cuenta podemos sufrir sobrehidratación.

Hay que tener en cuenta que los alimentos que ingerimos como frutas y verduras también tienen una cantidad de agua considerable y, por tanto, es líquido que debemos sumar a la cantidad recomendada de dos o tres litros con la que nos bombardean diferentes medios de comunicación.

Sobrehidratación: cuando el agua puede convertirse en veneno

No separarse de la botella de agua parecía una gran idea hasta que descubrimos los peligros de la sobrehidratación. La sobrehidratación es un riesgo especialmente en las personas deportistas que pueden beber más de lo necesario sin darse cuenta. ¿Cuáles son los síntomas?

Pues bien, se produciría una intoxicación por agua. Los riñones se sobrecargan y las células comienzan a hincharse de manera transitoria. Debido a esta hinchazón, el cerebro presiona el cráneo y aparecen dolores de cabeza muy fuertes.

Pero aún hay más, pues a este síntoma pueden unirse calambres musculares, náuseas, hinchazón en las piernas, modificación del ritmo cardíaco, somnolencia, alucinaciones, convulsiones e incluso parálisis parcial o completa.

Estos últimos suceden en casos muy severos, cuando la sobrehidratación se ha dado por largo tiempo. No obstante, hay que tener presente que nuestro cuerpo dispone de mecanismos de defensa que hace al cerebro reaccionar. Por ejemplo, el cerebro actúa en prevención de la intoxicación inhibiendo el acto de deglución. ¿Qué significa esto? Que se cierra la garganta para que tragar cueste, es decir, tu cuerpo rechaza el agua. Ya tiene suficiente.

Por otro lado, las neuronas tienen la capacidad de amoldarse a la velocidad con la que se ingiera el agua. Incluso si ingerimos demasiada agua sin llegar a la sobrehidratación, podemos perjudicarnos especialmente si no reponemos las sales que perdemos al eliminar líquidos, o mejor dicho, todo el agua que hemos bebido.

¿Quiénes son los más afectados de la sobrehidratación?

Aunque cualquier persona sufre el riesgo de la sobrehidratación, los deportistas de élite así como aquellos que realizan ejercicio más de 4 horas al día son los más expuestos.

Un ejemplo claro son los que tienen como afición hacer maratones. Normalmente ingieren grandes cantidades de agua antes del maratón, lo cual provoca una sudoración excesiva que elimina más sales minerales de la cuenta. Y esto, a su vez, pide más agua al cuerpo de forma inconsciente.

Por otro lado, se puede provocar un trastorno psicológico conocido como potomanía o polidipsia psicogénica. Se trata de un impulso incontrolable de beber agua que deriva finalmente en la sobrehidratación.

¿Y qué hacer si sufres sobrehidratación?

Si crees que tienes algunos de los síntomas o incluso el médico te la ha diagnosticado, lo primero que debes hacer es:

  • Reduce la ingesta de líquidos. No importa que el cuerpo te lo pida. Este se acostumbra a lo que tú le enseñes. Reduce el consumo hasta un máximo de un litro por día. En pocos días notarás una mejoría.
  • Si se crea un alto volumen de sangre debido a una cardiopatía u otra, puede ser muy práctico restringir el sodio en la dieta. Este fomenta la acumulación de líquidos y por tanto, va a favor de la sobrehidratación.
  • Toma diuréticos y así eliminarás el exceso de líquidos.

La sobrehidratación no es un asunto que tomarse a la ligera, ya que deportistas de élite como Cynthia Lucero que corrió en el maratón de Boston en 2002, perdió la vida por sobrehidratación. También corrió la misma suerte Craig Barret que sufrió un colapso debido a un exceso de agua.

Recuerda: debes beber agua cuando tienes sed y no más allá de lo que el cuerpo puede soportar. Si haces ejercicio durante muchas horas al día, sería recomendable contar con un profesional que mida tu hidratación y niveles de sodio.

Cuenta con nosotros para esto o todo lo que necesites. Pásate por nuestros centros y te ayudaremos en lo que necesites. No olvides seguirnos en las redes sociales para enterarte de todas nuestras novedades: YouTube, Facebook e Instagram.

Descarga nuestro último e-book GRATIS

Descarga nuestro último e-book GRATIS

Hazte socio. alta Online

La manera más fácil de hacerte socio de Eurofitness.
Hazte socio ahora on.line y disfruta de las ventajas exclusivas sólo para altas on.line.
Te lo ponemos fácil: seleccionas el Club, llenas los datos personales, arrecifes la oferta que más se ajuste a tus necesidades y haces el pago ¡!

1. Datos de contacto
2. Seleccionar opciones
3. Pago

Solicita tu invitación

Te invitamos a que disfrutes de Eurofitness. Rellena el formulario con tus datos y dispondrás de una invitación personal.

Género
Documento
Fecha de nacimiento

Formulario de contacto

Déjanos tus datos y contactaremos contigo.